9 dic. 2009

Touché

Tengo la sensación de que todo es una broma pesada, un sueño de esos raros. Y que mañana cuando llegue al instituto él aparecerá en clase, tarde como siempre, saludando sonriente, con sus andares desgarbados y ese aire de despreocupación ante reprimendas y castigos. Me preguntará si puede tumbarse a escuchar su mp3, o quizás me pida un balón de fútbol prometiéndome no molestar al resto de la clase, aunque igual le da por mostrarse servicial y ayudarme a sacar material y mandar callar a todo el mundo cuando explico.

Estoy descolocada y triste. Sé que si sumas una serie de factores de riesgo en la vida de un adolescente, solo tienes que sentarte a esperar a que éste cometa mil y una irresponsabilidades. Pero no concibo, no asimilo que por todo ello se le haya terminado la vida. Que vaya a perderse tantas cosas, que ya no haya nada más para él.

Oye, si andas por algún lado y me recibes, pórtate bien, vale?

16 comentarios:

Lena dijo...

vaya palo tía.

No hay derecho, asco de vida.

abrazo gordo!

cris dijo...

Joder, que fuerte nena, lo siento mucho. Abrazo conjunto con LEna.

Jei dijo...

wow! joder, lo siento.

un abrazo!

no more dramas dijo...

:(

jol, lo siento mucho...

un abrazo fuerte.

la vecina del quinto dijo...

Siempre es duro asimilarlo, pero cuando son tan jóvenes, cuesta aún más.

Lo siento, niña. Un besote.

larala dijo...

cuando ocurren estas cosas, te sientes idiota por las idioteces por las q te quejabas...

Un besazo y ánimo!

ralladuradelimón dijo...

Me ocurrió algo similar hace dos años. Todavía me cuesta asimilarlo cuando pienso en él

bekiddo dijo...

es antinatural, debería haber un mínimo de vida garantizado, o al menos eso creo yo... un palo muy gordo, así que te mando un abrazo enorme

YoMisma dijo...

Puf!

Lo siento un montón, la gente joven cuando muere deja un hueco durante muchísimo tiempo, a un montón de gente.

Saludines,
YoMisma

María dijo...

Un abrazo.

Jo dijo...

Un beso guapa.

Cosas como esta me dejan sin palabras.

Marcela dijo...

en 19 años de profe he perdido dos alumnas y un alumno y, parece mentira, pero me acuerdo mucho de los tres, es algo que marca mucho. La muerte en la juventud es una injusticia tan grande, que no se olvida fácilmente. Lo siento, de verdad.

copo dijo...

jo... estas cosas no shacen ver las cosas mas cercanas y ver que en cualquie momento podemos llegar al final....

Besitos hormi!!!!

Hormiga dijo...

Mil gracias a todas, es un alivio leeros, muakkk!!!

Saltinbanqui dijo...

Lo siento mucho, nunca es facil asimilar a este tipo de cosas. :(
Un abrazo azo para ti.

Garbanza dijo...

vaya. Lo siento. A mi me paso al reves, cuando era adolescente con una profe que era muy joven. Y aún me entra mal rollo cuando lo ienso.
muchos besos!!